Mujer, cíclica y emocional, que te ayuda a sentir la libertad de ser tú misma
miedo

Descubre las consecuencias de no afrontar los problemas en el momento y dejarlos pasar

Parece que nunca es buen momento para abordar ese tema del que llevas huyendo, sí ese que no quieres afrontar.

Piensa en él y ahora dime…

miedo
…¿Te suena de algo estas frases?

  • eso no se va a arreglar de un momento a otro
  • solo depende mi y no tiene nada que ver contigo
  • es otra persona la que tiene que tomar medidas yo ya hago todo lo posible.

Si te suenan es porque lo has dicho o te las han dicho.

Ese tema particular que no quieres abordar esta creando en ti poco a poco un problema que en algún momento puede estallar.

Una vez estalle tendrás que buscar una solución.

O si estás ya en ese punto, tendrás que encontrar una alternativa.

Lo que haces, dices o dejas de hacer o decir tiene repercusiones directas en ti y en los que te rodean.

Si hay algo que te ronda por la cabeza no te va a permitir tener el equilibrio en tu vida que necesitas.

¿Qué te está impidiendo hacer frente a la búsqueda de la solución?

¿Hay algún miedo agazapado en ti?

¿A qué o a quien te tienes que enfrentar que no te apetece?

Parece que nunca es un buen momento para hablar de ello.

O no tienes tiempo de tener un momento de reflexión contigo misma u otra persona que te ayude o te de su punto de vista.

Ese momento es tortuoso, te da pereza, tienes mejores cosas que hacer… y así va pasando el tiempo

Y con ello lo único que estamos consiguiendo es alargar esa situación que afecta a alguien, lo que hacemos es callar y cargar con una mochila llena de reproches, tristeza, decepción, enfado…en vez de pedir ayuda.

Secuelas que vas a sufrir si no resuelves lo que no te gusta en tu vida

  • Puede estallar teniendo consecuentes negativas al tomar decisiones drásticas como dejar tu trabajo, romper con tu pareja, perder a un cliente, dejarle de hablar a tu familia…
  • Tu mochila de emociones cada vez está más irascible y no puedes pensar con claridad ya que estas condicionada por todo lo que no has solucionado en el momento. Todo lo ves más agrio cada vez.
  • Vives momentos muy grises porque tienes resentimiento a ti te importa algo que los demás ya lo han olvidado o no le han dado la importancia que tiene para ti y te sientes totalmente herida.
  • Los problemas se acumulan y puedes volcar tu frustración laboral en casa o tu rabia de problemas de pareja en tus relaciones laborales.

Qué es lo más importante para que esto no llegue a más

Si leyendo las secuelas has revivido situaciones que actualmente están expuestas así en tu vida, habrás conectado con fuerza con ellas.

¿Cómo te sientes?

Igual te invade una sensación de abatimiento.

No caigas en esconder la cabeza y quedarte anclado porque no tienes fuerzas.

Hay temas que todos dejamos pasar y no nos enfrentamos por miedo a herir a alguien o perder algo.

Pero lo único que sí que dejas pasar son los días, y lo que verdaderamente pierdes eres a parte de ti misma.

No lo permitas.

Al final parece que todos los de tu alrededor hacen su vida y tú te quedas ahí como un pasmarote enfuruñándote.

Es importante que aprendas a expresar lo que quieres, lo que sientes y que no dejes pasar cualquier cosa que te inquiete.fashion-821506

Verá como te quitas un peso de encima y te enfrentas a la vida con una actitud diferente.

¿Eres de las que deja pasar las cosas que le molestan o te enfrentas a ella? 

Seguro que tienes tus motivo ¿nos los cuentas? Será de gran ayuda lo que escribas para otras mujeres. Te espero en el blog 😉

 

Y si necesitas una guía para enfrentarte a tus problemas con más seguridad, esta es la ideal, pensada para ti.

 

Un abrazo

 

Comparte este artículo

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email
4 Comments
  • Desi Vizcaíno
    Posted at 16:01h, 22 octubre Responder

    Otra genialidad de artículo, como no… Es muy importante todo ésto de lo que se habla. Por mi experiencia puedo decir que si no lo haces andas en tu vida como bloqueada, como si la realidad tuviera un paño por el que no se puede distinguir bien. No se ve nada con claridad y todas las facetas de tu vida van impregnadas de todo eso.
    Si al final consigues enfrentarte a tus miedos es como si se abriera una inmensa claridad!!
    Vamos a ser valientes!!

    • Raquel Gargallo
      Posted at 16:30h, 22 octubre Responder

      Desi! Me ha encantado ese empujón a ser valiente y a enfrentarse a los miedos. Justamente ayer oía una frase que me gusto: “El miedo es muy malo y muy listo, hay que luchar contra ello”. Tu has luchado y estas ahora en un estado de paz y claridad que vale la pena ¿verdad? Arriba esas valientes. Un abrazo

  • Candela
    Posted at 00:44h, 29 octubre Responder

    Pero, ¿qué ocurre cuando lo que te impide ir a buscar una solución es una falta enorme de motivación? ¿Qué deberías hacer?

    • Raquel Gargallo
      Posted at 09:28h, 29 octubre Responder

      Candela normalmente cuando me encuentro ante una situación de falta de motivación para resolver un problemas ocurre por varios motivos dependiendo de la persona, pero el principal es que la motivación que crees que deberías tener para resolverlo no es la adecuada y se están equivocando a la hora de enfocar el problema.

      Lo que deberías hacer si es tu caso, es replanteártelo de esta manera,: pregúntate ¿para qué quieres resolver este problema? en vez de ¿por qué?

      Cuando contestas a un por qué estas obteniendo una justificación por respuesta por lo tanto no te va a activar para buscar una solución te va a mantener anclada en tu situación actual. Sin embargo si te preguntas para qué, tendrás una finalidad mucho más potente y con más sentido para ti.

      Espero que te ayude. Un abrazo

Post A Comment

Únete a mi comunidad y recibe en tu correo mi audio de «Querida Mujer» de Louise Hay.

Envío especial de email cada vez que tenga algo de valor que compartir contigo.

videoteca coach